Liberen a nuestros mármoles de la “oscura prisión” del Museo Británico, pide Grecia

Lord Elgin, de Gran Bretaña, retiró las esculturas de 2.500 años de antigüedad del templo de la Acrópolis en Atenas durante un período en que Grecia estaba bajo dominio otomano. || ATENAS, GRECIA (Renee Maltezou | Reuters) || 

El presidente griego pidió este lunes 15/04/2019 a Gran Bretaña que libere los mármoles del Partenón de la “oscura prisión” de su museo nacional, incrementando la retórica en una campaña de casi 200 años para el retorno de las esculturas.

El presidente Prokopis Pavlopoulos habló en el mismo Museo de la Acrópolis de Atenas, que tiene una fachada de vidrio y que los activistas esperan que algún día albergue los relieves clásicos y las esculturas tomadas por un diplomático británico a principios del siglo XIX.

“Dejemos que el Museo Británico venga aquí y compare entre este museo de la luz (de la Acrópolis) y la oscura, si puede decir, prisión del Museo Británico donde los mármoles del Partenón son mantenidos como trofeos”, dijo Pavlopoulos.

No hubo una respuesta inmediata del Museo Británico.

Lord Elgin, de Gran Bretaña, retiró las esculturas de 2.500 años de antigüedad del templo de la Acrópolis en Atenas durante un período en que Grecia estaba bajo dominio otomano.

Éstas han sido colocadas en una galería dentro del Museo Británico en Londres, iluminada por un largo tragaluz.

Grecia ha solicitado repetidamente su devolución desde su independencia en 1832 e intensificó su campaña en 2009 cuando abrió su nuevo museo al pie de la colina de la Acrópolis.

Ese edificio contiene las esculturas que Elgin dejó atrás junto con moldes de yeso de las piezas faltantes, iluminadas por el sol que atraviesa una pared de vidrio que mira al sitio original.

“Este museo puede albergar los mármoles”, dijo Pavlopoulos. “Estamos luchando una batalla santa por un monumento que es único”, agregó.

El Museo Británico se ha negado a devolver las esculturas, argumentando que fueron adquiridas por Elgin bajo un contrato legal con el imperio otomano.

El museo y otras instituciones británicas también se han resistido a otras campañas de repatriación citando legislación que les impide dividir las colecciones y sosteniendo que ellos pueden preservar los objetos y exhibirlos ante una audiencia internacional.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s