Melina Mercouri, la mujer que plantó cara a Reino Unido para que devolviera a Grecia los mármoles del Partenón de Atenas

Tienen más de 2.000 años de antigüedad. Esculturas magistralmente talladas en mármol que el mundo entero valora pero fueron creadas en la antigua Grecia: los frisos del Partenón de Atenas.

A inicios del siglo XIX, aproximadamente la mitad de las piezas que aún sobrevivían en la acrópolis de Atenas fueron retiradas por el entonces embajador británico Lord Elgin y trasladadas a Londres, donde terminaron formando parte de la colección permanente del Museo Británico.

La historia oficial aceptada en Reino Unido es que Lord Elgin había obtenido permiso para trasladar estas piezas con el fin de protegerlas, ya que algunas de ellas ya incluso habían sido dañadas en guerras pasadas.

Casi dos siglos más tarde, una mujer, Melina Mercouri, presentó el primer reclamo formal de Grecia para obtener la restitución de estas piezas históricas.

En 1983, Mercouri, quien en aquella época era ministra de Cultura de Grecia, viajó a Londres para presentar su reclamo. Ella tenía otra visión de lo ocurrido.

“¿Qué significa el Taj Mahal para India?, ¿qué significan para Italia las pinturas de la Capilla Sixtina? Los mármoles del Partenón son nuestro orgullo. Son nuestra identidad. Ellos son el vínculo actual con la excelencia griega. Son nuestra herencia cultural. Nuestra alma”, argumentó entonces.

Del esplendor a la decadencia

Los frisos del Partenón fueron creados durante el esplendor de la Grecia antigua, hace unos 2.500 años, pero fueron sacados del país en una de sus épocas de mayor decadencia, cuando el país se encontraba bajo el dominio de su rival histórico: el imperio Otomano.

El Partenón, en particular, representa para los griegos de todas las generaciones lo que hemos contribuido al mundo, a la cultura mundial, a la democracia, a todo lo que está conectado con Grecia”, dijo Victoria Solomonides al programa de la BBC Witness History.

Solomonides era agregada cultural de la embajada de Grecia en Londres, cuando Mercouri viajó a presentar su reclamación formal para el retorno de los mármoles.

“Ella era, y no estoy exagerando, una diosa viviente”, dijo Solomonides en relación con Mercouri, quien antes de entrar en política había sido una actriz famosa en Europa, reconocida por su talento, belleza y elegancia.

Un año antes de su viaje a Reino Unido, Mercouri había anunciado sus intenciones ante una conferencia de la ONU durante la cual fue ovacionada de pie durante cuatro minutos y obtuvo el respaldo de unos 50 países.

Una visita incómoda

Al llegar a Londres, Mercouri realizó una visita al Museo Británico que fue cubierta por más de 300 periodistas procedentes de todas partes del mundo.

Durante el recorrido, en el que estuvo acompañada por el entonces director de la institución David Wilson, la funcionaria griega aclaró que su objetivo no era “arruinar” al Museo Británico sino lograr el retorno de las piezas a su lugar de origen.

Wilson, sin embargo, se mantuvo en su negativa.

“No vamos a devolver esos mármoles en absoluto. El Museo Británico es dueño de estos mármoles. Esa es la situación legal”, dijo entonces.

Esa posición sería ratificada un año más tarde por las autoridades de Reino Unido.

Sin embargo, la visita de Mercouri abrió un debate renovado sobre el tema que se ha mantenido vigente aunque en 2015 el gobierno de Grecia descartó recurrir a acciones legales para lograr la restitución.

“¿Cuánto tiempo mantendrá su campaña?”, le preguntó un periodista a Mercouri.“Cada día hasta que regresen. Y creo que un día lo harán”, respondió ella entonces.

Mercouri mantuvo sus esfuerzos por recuperar los mármoles hasta su muerte, ocurrida una década después de su viaje a Londres.

“A veces me descubro hablando sobre ella en tiempo presente. Esto se debe a que para algunos de nosotros, ella no se ha ido”, rememora Solomonides, quien ahora trabaja para la Fundación Melina Mercouri, una institución dedicada a la promoción de la cultura griega.

“Y es una profecía que ella hizo hace muchos años, cuando le preguntaron cuándo volverían los mármoles, ella respondió: ‘No sé cuándo volverán. Puede que yo no esté viva para entonces, pero cuando lo hagan yo renaceré'”, concluyó.

FUENTE: BBC NEWS MUNDO

ENLACE: https://bbc.in/2SZMJao



No dejes de leer nuestro periódico en su edición de este martes:


 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s