¿Programa Nacional de Teatro Escolar en los recintos culturales o en lugares privados? | Armando Pacheco

Autoridades de Colima, en el Teatro Hidalgo, dan claro ejemplo del objetivo principal del Programa Nacional de Teatro Escolar, esto en enero de 2018 | Foto: Twitter

El pasado 16 de octubre nos dieron la noticia de que el Programa Nacional de Teatro Escolar en Yucatán dio inicio. La sorpresa radicó en que la primera función se realizó en la escuela privada bilingüe “Comunidad Educativa Yaxunah”, ubicada en Pedregales de Tanlum, en la ciudad de Mérida y no en un teatro público y con alumnado de escuelas del estado de Yucatán. ¡Eso sí que está marcando la nueva era de los panistas en el poder!

Con este mensaje queda claro hacia dónde va enfocada la política cultural de las actuales autoridades. No debe de sorprendernos que los eventos venideros sean para un público elitista, mucho menos debemos creer en las supuestas acciones a favor de los municipios del interior del estado.

Y es que este 19 de octubre, el exalcalde de Mérida, Mauricio Vila Dosal, hoy gobernador del estado, presumió, una vez más, el acercamiento de la “cultura” a los municipios; empero, su gran mentira radica en que en esta emisión del antes Otoño Cultural, sólo incluye cuatro, considerando la capital. ¡Cuatro, de 106 municipios! ¡Vaya hazaña!

Pero regresando al tema del Programa Nacional de Teatro Escolar, es menester aclararle a nuestras autoridades que el objetivo principal de este proyecto con presupuesto del erario público, no es para distraer a los alumnos de escuelas privadas, sino para todo tipo de público pero con la condicionante de acercarlos al teatro, y no al género dramatúrgico como tal, sino al espacio físico. Claro que hay excepciones, como en el caso de este año. Pero, ¿acaso no existe el Teatro Pedrito especializado en teatro de títeres?

Que los niños y adolescentes e incluso adultos conozcan qué es un recinto teatral es parte de este programa, a la vez que puedan disfrutar de una obra de teatro, que dramatúrgicamente narre una historia con “algo” de moraleja.

Asimismo, propiciar el placer por visitar los recintos culturales debiera ser la prioridad de las autoridades; iniciar e incitar una campaña por el gusto del arte escénico, en espacios propios para ello, un objetivo inalterable.

Esperemos pues, que las siguientes funciones sean consideradas bajo este esquema o de plano, que esas instituciones escogidas acudan a conocer los teatros del Centro Histórico de Mérida.

Es fácil engañar al auditorio que desconoce los planteamientos del programa nacional, pero muy difícil para aquellos que conocemos, no sólo las convocatorias, sino los inicios de este noble proyecto. Es así que, la comunidad teatral de Yucatán ya debe sacudir de una buena vez a estas autoridades y no esperar que les lancen, como siempre, unos cuantos pesos para sus proyectos.

Ah, por cierto, los egresados de la Escuela Superior de las Artes de Yucatán (ESAY), ya pueden hacer filas en la Secretaría de la Cultura y las Artes (Sedeculta) pues por allá dicen, que será una agencia de colocación para que les den espacios y recursos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s