Jóvenes se suman a la actividad pesquera en Progreso

La actividad del pescador en altamar inicia alrededor de las 4 horas, con el desayuno, a las 5 ya estás sobre tu alijo, con tu respectivo remo que te auxilia para moverte cuando en la zona donde te encuentras no hay pesca.

PROGRESO, YUCATÁN (Julio Jiménez Mendoza | Diario Por Esto!).- El oficio de pescador es una forma de vida de muchos jóvenes de este puerto, donde en gran parte de la población, hombres de mar se suman a esta actividad.

Miguel Chan Matus, de 18 años, quien desde hace 3 años labora como pescador de ribera, oficio en el cual se desempeña, dice pertenecer al sector pesquero de la llamada nueva generación.

Explicó: “Soy pescador, ahora estamos pescando pulpo, en otras épocas capturamos escama, debido a que el trabajo se va desarrollando con la experiencia que las jornadas en altamar.

“La actividad del pescador en altamar inicia alrededor de las 4 horas, con el desayuno, a las 5 ya estás sobre tu alijo, con tu respectivo remo que te auxilia para moverte cuando en la zona donde te encuentras no hay pesca.

“Después el patrón de costa comienza a repartir a sus pescadores, a las 6 horas tus artes de pesca ya están listas para el inicio de la pesca del día.

“En el mar lo que menos importa es la hora, pero alrededor del mediodía, el barco nodriza te sube para el almuerzo y haces la descarga de tu pescado a bordo después de la pesca, para que el nevador haga su trabajo de meter al hielo el pescado.

“Almuerzas y de nuevo continúas tu jornada pesquera; en este mes de septiembre, en el mar hay tormentas por las tardes, por lo que el patrón está pendiente, y cuando ve que cielo presenta nubes cargadas nos regresa al pesquero.

“Pero cuando está tranquilo el mar, la jornada pesquera concluye alrededor de las 18 horas, con la cena que sirve el cocinero; en el mar el trabajo es agotador con el sol fuerte que, prácticamente, caes rendido en la litera del barco.

“Podrás dormir tranquilamente como pescador, porque la radio y el timón están a cargo del patrón y del motorista, esta jornada se repite diariamente, en el mar no hay domingo ni días festivos, el pescador hace su propia fiesta cuando retorna de su jornada pesquera, siempre y cuando haya dinero por tener una buena captura de la especie después de 18 a 20 días, cuando las provisiones de gastan es el indicador que hay que volver a tierra.

“Los mareos son parte de un mito, hay quien se marea al principio pero con el paso del tiempo, te acostumbras al vaivén de las olas de mar que se convierte en parte de tu vida.

“Desde luego hay temores, entre estos que te voltees en tu pequeña embarcación que es un alijo de once pies de largo, hasta ahora en mis tres años no me ha sucedido por fortuna, pero uno de mis compañeros se volteó, debido a las corrientes marinas que generan marejadas fuertes.

“Pero tiene su recompensa cuando el retornas al puerto y la pesca te favorece, pagas tu anticipo y te queda dinero para darte ciertos lujos, que no te permiten otros trabajos que se realizan en tierra”, concluyó.

ENLACE: https://bit.ly/2xEozJO



Categorías:MUNICIPIOS

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: