Porros, anarcos y el movimiento libertario | Jesús Peraza Menéndez

Cuando Carlos Salinas consideró a Luis Donaldo Colosio un peligro para México, lo asesinó. Se presentaron videos que probaban que la cara del ejecutor era la de cada ser humano apiñado en el acto electoral de Tijuana, corrió en la voz oficial un “Todos somos Aburto”, o como José López Portillo, “el asesino somos todos”.

Así se las gastan. Las autoridades de la UNAM, el Rector, la directora del CCH, el Coordinador de los CCHs , el de seguridad, han hecho sus propios videos para proteger a los porros a los que uniformaron, transportaron y coordinaron, son “porros inocentes estudiantes”, cumplen con reprimir a otros estudiantes. ¿Cuál es la diferencia?
En la UNAM, el caos son “los anarcos” de derecha contra quienes no se enfrentaron los porros. Los anarcos son “disidentes” auspiciados por las autoridades que los mantienen en el Auditorio Che Guevara de Filosofía. En el perímetro de este sitio han asesinado a otros estudiantes. De tarde en tarde se enfrentan por el control de la zona de venta de drogas.

La crónica evidenciada con las cámaras de seguridad del Estado, que muestran a los porros salir de la ENEP Acatlán, recinto universitario donde se coordinan estos actores institucionales bajo el amparo de ser fanáticos de los equipos deportivos de la UNAM. En realidad su papel es ejercer control político. En el Estado de México, gobernado por el PRI, se tiene evidencia en videos, pero enfrentan otras evidencias, que se pueden fabricar desde las instituciones de seguridad con otros videos. Los porros forman parte de la seguridad con sus versiones anarco-traficantes de derecha.

El Rector es parte del sistema priísta, se vuelve víctima de sus tentáculos por eso no defiende a la comunidad ni renuncia, pero vuelca a expertos en los laberintos leguleyos para despejar toda acusación sobre sus esbirros los porros y los anarcos.

La movilización estudiantil es expresión del Resurgimiento, porque los individuos atomizados, amenazados sistémicamente bajo formas sutiles y con agresiones reales ejemplares, por fin rompen remontando el temor infligido institucionalmente, lo que no era posible, como la derrota en las urnas de un partido como el PRI, con el control absoluto de las instituciones electorales como el INE, los tribunales, los medios electrónicos, todos son derrotados con un hecho individual-masivo: el voto de repudio, por la necesidad de hacer la existencia digna, placentera, feliz, indispensable.

Tras este hecho, los aparatos del Estado, represivos y de propaganda, incluida la inteligencia policiaca controlada por Carlos Slim con el monopolio de la multimedia, ha desatado a sus perros más rabiosos para asegurarse del saqueo, los bienes obtenidos con engaños, fraudes bancarios, desfalcos públicos, el robo franco y abierto de los presupuestos públicos de los gobiernos de los estados, el despojo militar del territorio y tierras, la usura criminal bancaria que opera como una fábrica de deudores, han concentrado recursos, medios, bienes y plantean rentarle a la humanidad sus servicios todos desde la luz solar, el aire, el agua, los medios de comunicación, de transporte, la salud, la educación, la cultura, que todos paguen renta a los dueños monopólicos, que se denomina Renta Única Universal, que se logra con la automatización digitalizada de prácticamente cada relación social.

Las resistencias no son pocas, más bien somos millones de seres humanos que participamos de la existencia social, con el modelo de la prosperidad en el libre mercado, la producción masiva industrial con la propiedad privada, un pedacito del mundo para cada quién (bueno). Un solo propietario como Carlos Slim disputa contra todos los mexicanos el presupuesto público para hacer negocios quitando los servicios públicos básicos a las masas y luego rentárselos.

La cadena se ha roto por el eslabón más débil. Cuando se supera el miedo, se rompe el cerco del control político. Hay una intensidad que es conducente a otra vida posible, que modifique las leyes inhumanas. Vienen entonces, perfectamente organizadas, provocaciones abiertas para ejercer la represión violenta. No está todo dicho. Todavía la fuerza de las masas organizadas con conciencia, modela la historia aún bajo las más terribles condiciones de dominación.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s