Por presión de grupos “confesionales”, matrimonio igualitario en Yucatán no fue ni discutido en el Congreso

Los legisladores yucatecos, en vez de hacer un análisis desde el punto de vista de los derechos humanos, se doblegaron ante la presión de ese grupo y dejaron el asunto en el olvido: activista pro derechos humanos.

CIUDAD DE MÉRIDA (José Manrique | Diario Por Esto!).- Amelia Ojeda Sosa, coordinadora jurídica de UNASSE, dijo ayer que la actual legislatura, que ya va de salida, dejó varios pendientes en materia de derechos humanos, como es el caso de los matrimonios igualitarios.

Desde el 2012 la fracción parlamentaria del PRD presentó una iniciativa para permitir el matrimonio entre personas del mismo sexo. Para que esto proceda es necesario modificar los artículos 49 y 201 del Código de Familia, y el 94 de la Constitución estatal, los cuales establecen que el matrimonio sólo se puede dar entre personas de sexo distinto.

“Sabemos que desde el 2008 organizaciones y activistas por los derechos humanos solicitaron que se modifique la legislación para reconocer los derechos humanos de todas las personas; en ese entonces, en la Ciudad de México y en otras partes de la República ya se había legislado sobre el particular; sin embargo, en Yucatán la respuesta del Congreso del Estado fue poner un candado a partir de una ‘iniciativa ciudadana’ que propuso la Red Pro Yucatán”, señaló.

“Los legisladores yucatecos, en vez de hacer un análisis desde el punto de vista de los derechos humanos, se doblegaron ante la presión de ese grupo y dejaron el asunto en el olvido”, resaltó Ojeda Sosa.

En el 2013 en Yucatán se presentó el primer amparo en relación con un matrimonio del mismo sexo y fue a principios de ese año cuando organizaciones y activistas se unieron a esta estrategia. Del 2013 al día de hoy se han presentado 70 amparos y todos han sido favorables a solicitantes; empero, el Congreso del Estado no ha legislado sobre el tema, insistió nuestra entrevistada.

“Durante todos estos años, se le ha recordado al Congreso que hay una iniciativa, que es necesario que se revise el marco legislativo para permitir el matrimonio igualitario a todas las personas. En todos estos años de la actual legislatura no se han contemplado los avances en derechos humanos a nivel nacional e internacional, como tampoco los acuerdos y recomendaciones de organismos internacionales a los que México se ha adherido, lo mismo que las consideraciones de la Corte Interamericana de Derechos Humanos; en síntesis, a los diputados no les importan las garantías y el respeto a los derechos humanos”, señaló.

Ojeda Sosa recordó que hace dos meses se presentó una iniciativa acerca de la identidad sexogenérica, la cual aun permanece en el congelador del Legislativo.

Cabe señalar que una Ley de libertad sexogenérica y las reformas sobre identidad de género son parte del proceso de inclusión y reconocimiento de los grupos LGTB de decidir sobre su identidad.

“La actual legislatura se ha caracterizado por su tendencia antiderechos humanos y de tendencias confesionales, responde a la ideología de grupos religiosos y eso es violatorio de derechos humanos, imponen al resto de la población ideas de pequeños grupos religiosos y de fanáticos y su obligación como legisladores es ver que la normativa de derechos humanos se garantice”, concluyó Ojeda Sosa.

ENLACE: https://bit.ly/2olH95j

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s