“Huacho” Díaz Mena buscará hacer historia en Yucatán con Morena

El político yucateco, a quien consideran como uno de los más honestos de la entidad, de ser el más votado en encuesta abierta a la ciudadanía, podría ser el abanderado a la gubernatura por Morena; no obstante lo haría como candidato externo y no militante.

CIUDAD DE MÉRIDA.- El diputado federal con licencia, Joaquín Díaz Mena, anunció su incorporación al proyecto del Movimiento Regeneración Nacional (MORENA) al declinar en definitiva a sus aspiraciones en el Partido Acción Nacional (PAN) que al final le dio la espalda debido a las traiciones, engaños y corrupción, dejando atrás los principios y doctrina del organismo político y dar paso a intereses bastardos y mezquinos, según dijo a los medios de información.

Al término de la intervención del popularmente conocido como“Huacho” Díaz, el hasta hoy precandidato de MORENA a la gubernatura, Rogerio Castro Vázquez, anunció que todo el Comité hizo la invitación al ahora ex panista para que encabece la candidatura a la gubernatura, esto, de resultar favorecido en la encuesta abierta dirigida a la ciudadanía que se realizará en fechas próximas y donde ambos serán los protagonista.

Cabe destacar que  el más votado en la consulta será el abanderado de MORENA y el que menos simpatía tenga, será el que buscaría la primera fórmula para la competencia por el Senado de la República

La decisión de Díaz Mena va dirigida al PAN y a quienes hoy detentan el partido, quienes han hecho un manejo desaseado y tomado decisiones que atentan no solo contra los principios de AN sino contra el derecho de los panistas, en particular a Raúl Paz Alonzo, el NO nacido en Yucatán Mauricio Vila Dosal de quien se le augura una derrota, así como a Renán Barrera Concha, entre muchos otros.

Su renuncia es de carácter irrevocable y en este espacio te presentamos sus razones:

Cuando llegué al PAN, no llegué con una candidatura con victoria asegurada, pues fui el primer candidato del PAN a la alcaldía en la historia de mi municipio y ganamos y gobernamos San Felipe un total de 5 alcaldes consecutivos.

En 2004 ganamos la Diputación local del X Distrito con cabecera en Tizimín y con 10 municipios del oriente del estado, siendo el primer Diputado Local panista de mayoría en el distrito.

En 2006 ganamos la Diputación Federal del I Distrito con cabecera en Valladolid y 32 municipios más, siendo el primer Diputado Federal del PAN en esa demarcación, pues nunca antes se había ganado, ni se ha vuelto a ganar.

En 2012 por decisión de los militantes del PAN, tuve el honor de ser candidato a Gobernador y el privilegio de haber obtenido la votación más alta de la historia del Partido Acción Nacional en Yucatán.

Hoy me siento con la conciencia tranquila, reconociendo los espacios que me dio el PAN y satisfecho por las victorias que yo le pude dar al PAN, en territorios donde nunca se había ganado.

Los yucatecos han sido testigos de la forma tan burda en que se me traicionó, por quienes ahora piden generosidad y no la pusieron en práctica, haciendo caso omiso a las voces ciudadanas que les pedían no agandallarse y advertían que hacerlo era una burla para todos.

De la doctrina de los fundadores del PAN, aprendí que un valor primordial es el respeto a la dignidad de las personas y éste valor, es el que han pisoteado y denigrado los actuales dirigentes del PAN estatal y nacional.

En Enero de 2017 manifesté públicamente mi interés por buscar la candidatura del PAN a la Gubernatura de Yucatán, dije que nada estaba escrito, que respetaría acuerdos y encuestas y así lo hice, por lo que en Diciembre pasado decliné, para competir entonces por la senaduría, que a la mala se me arrebató. Fue un error haber confiado en quienes una y otra vez han demostrado que traicionan, no cumplen sus compromisos y carecen de escrúpulos.

Declaré a varios medios en ese entonces, que si no obtenía la candidatura a la gubernatura o al Senado, seguiría en el PAN y me retiraría a mi casa.

Acepto públicamente que me equivoque con esa aseveración, porque no me esperaba ver lo que hemos visto en estos últimos 120 días, en los que salió a relucir la descomposición a la que los actuales dirigentes han llevado al PAN y por ello llegué a la conclusión de que irme a mi casa sería egoísta y cobarde ante miles de yucatecos, que me han dado su confianza y que esperan que siga luchando.

En estos últimos días, a pesar de tener a mi favor encuestas, trabajo y trayectoria, mis argumentos fueron tirados a la basura en el CEN del PAN, donde se llenan la boca de combatir la corrupción mientras la protegen y con el dolor de mi corazón comprobé, que ese PAN del que me enamoré, por el que luché, por el que trabajé en los 106 municipios, por el que me entregué en cuerpo y alma estos 17 años, ya no es el mismo, pues lo convirtieron en un club de mirreyes que se protegen unos a otros y que piensan que pueden seguir abusando de la gente del pueblo, pues creen que van a votar por la marca sin analizar las personas.

Si los fundadores del PAN resucitaran, se volverían a morir de tristeza al ver lo que han hecho con la noble institución que con tanto esfuerzo construyeron en 1939, al haberse adueñado de ella una caterva sin escrúpulos que pisotea los ideales, los valores, los principios, la legalidad y la esencia del PAN, para saciar sus ambiciones de poder, sus intereses económicos y que con soberbia le dan la espalda a la militancia y a la sociedad.

Por todo esto, el día de hoy presenté ante el Comité Ejecutivo Nacional mi RENUNCIA formal al Partido Acción Nacional.

La decisión que hoy tomo es una decisión muy difícil en lo emocional, muy dura en lo anímico, porque quizás seríaa más fácil hacerse a un lado y olvidarme de todo; pero el Maquío decía que solo está derrotado el que ha dejado de luchar y yo no quiero derrotarme en mis ideas y valores, he decidido no dejar de luchar por lo que creo y por lo que sueño para tantos yucatecos que han sido excluidos y marginados.
A los militantes del PAN de todo Yucatán, quiero decirles que a pesar de que las cúpulas actuales del partido nos han cerrado las puertas y caminos, los panistas cuentan con mi reconocimiento a sus luchas, mi respeto a sus convicciones y tendrán siempre mi amistad, afecto y agradecimiento; tengan la seguridad de que siempre, desde la trinchera que sea, estoy y estaré para servirles.

Siempre he reconocido al panismo militante de las bases, gente valiosa y trabajadora, entregada siempre a valores e ideales nobles, personas honestas que siempre actúan por amor a Yucatán y a México, pero que tristemente son utilizadas en épocas electorales y después son olvidadas por quienes se benefician de sus esfuerzos y ya en los cargos se olvidan de quienes los ayudaron a llegar. A todos ellos mi gratitud por siempre.

Así como nuestro paisano Carlos Castillo Peraza, se fue en 1999 por sentirse traicionado, en estos días de reflexión tuve que tomar esta decisión difícil, pero inevitable ante una traición de Mauricio Vila y la cúpula panista, no solo a un servidor sino a la sociedad yucateca.
Yo no me voy del PAN por voluntarismo, sino porque las cúpulas me dejaron claro, que no soy necesario y que soy incluso un estorbo a sus intereses económicos y políticos.

Estoy consciente que no faltarán voces que me adjudiquen el mote de traidor, pero quienes lo hagan, en el fondo saben que en la realidad eso no es verdad.

Yo no he traicionado ni principios ni legalidad en mi proceder, yo siempre he respetado la dignidad de las personas, los verdaderos traidores son los que no cumplen su palabra, los que pisotean espíritu, esencia y valores, quienes solo buscan repartir candidaturas a su selecto grupo, pidiendo generosidad de manera cínica, mientras se agandallan todo, dando la espalda a los militantes y a la sociedad de Yucatán.

El tiempo lo va a dejar en claro. A los panistas les digo, que lo que se aprende bien, no se olvida; que de lo que viví junto a ellos no me arrepiento, y si algo aprendí de la doctrina del PAN es que defender nuestra dignidad significa : Nunca vivir de rodillas.

Renuncio al PAN pero mantengo la convicción, de mi vocación de servicio y mi participación para luchar por causas justas de los yucatecos, esa convicción está en mí, más vigente que nunca.

Acepto desde este momento la invitación del Movimiento de Regeneración Nacional para sumarme a la coalición “Juntos Haremos Historia” encabezada por Andrés Manuel López Obrador y al hacerlo, no estoy buscando ninguna pluri, ni tampoco algún espacio asegurado, me voy a los espacios de lucha, donde pueda seguir sirviendo a la sociedad.

Por ello mi postura personal, es que estaré ahí como ciudadano externo, mis principios y valores, así como mi vocación de servicio no cambian por colores o por siglas, seguiré siendo el Huacho Díaz Mena que muchos han conocido, siempre tratando de hacer política de una manera atípica, como me enseñaron mis padres y yo le inculco a mis hijos, entregándonos a los demás, logrando cuando ayudamos a alguien alimentar nuestra alma; la política para mí y para mi familia, es un proyecto de vida con el único objetivo de servir a nuestro querido Yucatán.

El pueblo de Yucatán está por encima de colores partidistas, pues todos aspiramos a lograr un nivel de vida digno para nuestros hijos y por ellos llegue a la conclusión de que no puedo irme a mi casa y de manera egoísta colgar mi hamaca frente al mar de San Felipe, por ellos no claudicaré jamás, en la búsqueda de más oportunidades y una vida mejor para todos.

Seguiré para adelante, porque la historia no se escribe sola, tenemos que participar para escribirla e invito a todos sin distingos de ninguna clase: a que Juntos hagamos historia, Vamos por un mejor Yucatán.

Siempre he reconocido al panismo militante de las bases, gente valiosa y trabajadora, entregada siempre a valores e ideales nobles, personas honestas que siempre actúan por amor a Yucatán y a México, pero que tristemente son utilizadas en épocas electorales y después son olvidadas por quienes se benefician de sus esfuerzos y ya en los cargos se olvidan de quienes los ayudaron a llegar. A todos ellos mi gratitud por siempre.

Así como nuestro paisano Carlos Castillo Peraza, se fue en 1999 por sentirse traicionado, en estos días de reflexión tuve que tomar esta decisión difícil, pero inevitable ante una traición de Mauricio Vila y la cúpula panista, no solo a un servidor sino a la sociedad yucateca.

REDACCIÓN 

CON INFORMACIÓN DE DEBATE POR YUCATÁN Y PRENSA JOAQUÍN DÍAZ MENA



Categorías:POLÍTICA, Rumbo a las urnas 2018, YUCATÁN

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: