Dudas y deudas | Jorge Lara Rivera

Con “Diluvio sobre mojado”, publicado en POR ESTO!, Humberto Musacchio pasa revista a múltiples calamidades actuales de la vida pública nacional y señala yerros de nuestra política exterior con Venezuela. Justo la reestructuración de la deuda externa de ese país suramericano, dispuesta por el presidente Nicolás Maduro mediante una Comisión Presidencial encabezada por el vicepresidente en Venezuela da pie a otra andanada mediática contra ese gobierno insumiso ante Washington.

La sesgada visión promovida por TVAzteca y ADN40 (propiedad de presunto evasor fiscal, según evidencian los “Papeles del Paraíso”) y Televisa (del dimitido Emilio Azcárraga Jean por el declive de la empresa, rescatada por Carlos Slim Helú, otro presunto evasor del fisco enlistado por esos “Papeles”) a contentillo de la Casa Blanca enfatiza la hiperinflación por la que atraviesa la República Bolivariana, ante el fracaso de su propaganda a favor de la oposición, presuntamente financiada desde el exterior (Lilian Tintori, esposa del empresario Leopoldo López, dirigente de la disidencia, fue pillada transportando en su automóvil 200 millones de bolívares –61 mil dólares– en efectivo, lo cual pretendió justificar con argumentos contradictorios de llevar a consulta médica a su suegra, pero sin esclarecer el origen, motivo, ni destino de aquel dinero; y luego, asesorada por sus abogados patrocinadores, acusó una supuesta “siembra” de evidencia) en recientes comicios donde en 18 de las 23 gubernaturas en juego el “chavismo” emergió victorioso, y tras de que 4 de los 5 ganadores opositores juramentaron ante la Asamblea Constituyente, queda manifiesta la desunión en la “mesa de Unidad”.

Sin tampoco prosperar el inopinado pronunciamiento canadiense ¡desconociendo el resultado! de los comicios ¡¡venezolanos!!, ni la demanda de “una auditoría independiente” a ese proceso comicial del llamado “Grupo de Lima” integrado por 11 países latinoamericanos –la mayoría gobernados por la derecha– (Argentina, Colombia, cuyo presidente está embarrado en el escándalo internacional de evasión fiscal; Costa Rica, Guatemala, Panamá, Paraguay y Perú, el régimen espurio de Brasil, además de Honduras, Chile y México) y el régimen de Justin Trudeau (también enlistado entre los evasores fiscales exhibidos por Papeles del Paraíso), a la cual por obvios intereses desde luego se sumó la Comunidad Europea y Estados Unidos.

Que México adopte una posición tan injerencista contradice nuestra tradición diplomática, pero esto ya se perfilaba desde la reciente plenaria en Cancún de una OEA que sumisa a los dictados de Estados Unidos cada vez más frecuentemente descalifica al régimen de Maduro. Por descontado es de esperar que arrecie el ataque mediático al gobierno venezolano, sobre todo tras su reciente reunión con el presidente ruso Vladimir Putin que lo ha apoyado contra viento y marea. El pulso diplomático no está resuelto.

*Artículo publicado con la autorización del autor, colaborador del periódico Por Esto!; léase también en este medio

Las declaraciones y opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad de su autor y no representan necesariamente el punto de vista del Diario Arte y Cultura en Rebeldía; en este espacio, ejercemos la Libre Expresión

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s