Hallan pruebas de agua líquida en Marte durante un lapso largo

Orbitadores de la Nasa y la Agencia Espacial Europea (ESA, por sus siglas en inglés) han obtenido nuevas pruebas de un joven Marte cálido, que mantuvo agua líquida durante un periodo geológicamente largo, en lugar de breves estallidos episódicos.

Los hallazgos siguen el análisis de una región de terreno relativamente liso, denominado llanura intercráter, precisamente al norte de la cuenca de Hellas.

Con un diámetro de 2 mil 300 kilómetros, Hellas es uno de los mayores cráteres de impacto identificados, tanto en Marte como dentro del sistema solar, y se cree que se formó hace unos 4 mil millones de años.

Estas llanuras en el borde norteño de Hellas se interpretan generalmente como volcánicas, como vemos con superficies similares en la Luna, dijo Francesco Salese, de la Universidad Gabriele D’Annunzio, Italia, y autor principal en el nuevo estudio. “Sin embargo, nuestro trabajo indica lo contrario; en cambio, encontramos espesas y amplias franjas de roca sedimentaria.

Para crear el tipo de llanuras sedimentarias que encontramos en Hellas, creemos que un ambiente generalmente acuoso estuvo presente en la región hace 3 mil 800 millones de años, dijo Salese. “De forma significativa, debió haber durado un periodo de cientos de millones de años.

Comprender si Marte tuvo un clima más cálido y más húmedo durante un largo periodo es clave en nuestra búsqueda de vida pasada en el planeta rojo, dijo el coautor Nicolás Mangold de la Universidad de Nantes, Francia.

Si podemos entender cómo evolucionó el clima marciano, tendremos una mejor comprensión de si la vida podría haber florecido, y dónde buscarlo si lo hizo. También podemos aprender mucho sobre los planetas rocosos en general, lo que es especialmente emocionante en esta era de la ciencia de los exoplanetas y sobre nuestra propia Tierra; los mismos procesos que creemos que han sido importantes en un joven Marte, como los procesos sedimentarios, el volcanismo y los impactos, también han sido cruciales en nuestro planeta.

Salese y sus colegas utilizaron datos de imágenes y espectroimagen de las naves Mars Express de la ESA y la MRO de la NASA para crear un mapa geológico detallado del área alrededor de Hellas, aprovechando las llamadas ventanas erosionales –formaciones geológicas que actúan como agujeros de perforaciónnaturales en las llanuras–, que revelando un material más profundo.

Estos datos mostraron que las llanuras se componen de una banda de más de 500 metros de espesor de rocas planas con varias características típicas de la deposición sedimentaria, incluida gran cantidad de unas arcillas conocidas como esmectitas.

Las arcillas son sustancias químicas excitantes, ya que indican que una vez existió en ese lugar un ambiente húmedo, y por lo tanto potencialmente habitable. Las arcillas también pueden atrapar material orgánico y potencialmente preservar signos de vida.

Estas características sugieren que la roca no se formó a partir de depósitos de flujo de lava, sino más bien de procesos sedimentarios, lo que implica que la región experimentó una vez condiciones cálidas y húmedas durante un tiempo relativamente largo, dijo Salese.

Cambio estratégico

En tanto, en La Haya, la controvertida empresa holandesa Mars One postergó varios años las fechas previstas para sus primeras misiones a Marte, con o sin pasajeros, anunció ayer. En la nueva hoja de ruta de Mars One, la primera misión no tripulada está prevista, desde ahora, para 2022 y no 2018, indicó la sociedad en un comunicado, subrayando que la primera misión tripulada partiría en 2031 y no en 2026, como había previsto inicialmente.

La empresa atribuyó el cambio a una nueva estrategia financiera del grupo, que el viernes anunció que había aceptado una oferta de compra de la compañía suiza InFin Innovative Finance AG. Mars One quiere enviar pioneros para que se instalen de manera permanente en el planeta rojo mediante un programa, regularmente criticado, que todavía se encuentra en su primera fase.

Alrededor de 200 mil personas de 140 países se han inscrito en el proyecto, que quiere financiarse con emisiones por televisión. Sólo serán seleccionadas 24 para participar; la misión se efectuará en seis grupos de cuatro individuos. Tras un viaje sin retorno, tendrán que vivir en hábitats pequeños, encontrar agua, producir oxígeno y cultivar sus propios alimentos.

Hasta la fecha el hombre sólo ha logrado enviar misiones robóticas a Marte, desarrolladas con éxito por la Nasa, pero Estados Unidos quiere enviar astronautas a ese planeta en un plazo de dos décadas.

FUENTE: AGENCIAS

 

«DIARIO ARTE Y CULTURA EN REBELDÍA NO LUCRA CON LA INFORMACIÓN, COMPARTE LO QUE OTROS QUIEREN OCULTAR»

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s